Afrique Ameriques Asie Europe Moyen-Orient Internet Nations unies
 


Shi Tao
China

Shi Tao, periodista del diario Dangdai Shang Bao (Las noticias del comercio contemporáneo), fue condenado el 30 de abril de 2005 a diez años de cárcel. Se le consideró culpable de “divulgación ilegal de secretos de Estado en el extranjero”, por enviar un documento oficial sobre la masacre de la Plaza de Tiananmen, de junio de 1989, al responsable de un sitio disidente de Internet con sede en el extranjero.

Según las autoridades, el periodista difundió una nota interna enviada a su redacción por las autoridades, en la que se advertía sobre los peligros de una desestabilización social, y sobre los relacionados con el regreso de algunos disidentes, con motivo del decimoquinto aniversario de la masacre de la Plaza de Tiananmen. En el juicio, la Seguridad del Estado confirmó que se trataba de un documento “Jue Mi” (top secret).

Shi Tao reconoció haber enviado el documento por e-mail, pero negó su carácter secreto. El juicio, que se celebró a puerta cerrada, solo duró dos horas. Pocos días antes, al abogado del periodista, Guo Guoting, le prohibieron ejercer durante un año. La sentencia del juicio indicaba que la filial de Hong Kong del célebre proveedor de servicios de Internet Yahoo! había enviado a la policía información comprometedora para el periodista.

Desde que le detuvieron el 24 de noviembre de 2004 en Taiyuan (Noreste), Shi Tao, de 37 años, se encuentra internado en un centro de detención de Changsha.

Medios de comunicación padrinos: Milijörapportens (Suecia), Télé Bruxelles (Bélgica).



“Señor Embajador de China, Reporteros sin Fronteras se permite llamar su atención sobre el caso de Shi Tao, condenado el 30 de abril de 2005 a diez años de cárcel, sobre la base de unas informaciones proporcionadas por Yahoo! a la policía china.

Le pedimos la libertad de Shi Tao, periodista y ciberdisidente, detenido por “divulgación ilegal de secretos de Estado en el extranjero”. Le pedimos, por ello, que intervenga con su gobierno para conseguir su libertad inmediata.

Le rogamos, Señor Embajador, acepte la expresión de nuestra mayor consideración”.



Identificadores personales

Si tienes un sitio Web, puedes indicarlo a continuación

Enlace hipertexto (opcional)